Mostrando las entradas con la etiqueta iwori meyi. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta iwori meyi. Mostrar todas las entradas

17 de septiembre de 2016

Nacimiento de awoshe (menstruación)

awoshe-iwori-meyi
Apataki de iwori-mejí

En este camino en la tierra omorure, todas las mujeres que nacían según iban creciendo se ponían locas o sea asiere.

Los que Vivian en esa tierra veían que las moscas no salían de las cabezas de las mujeres y a la vez la fetidez que tenían esas cabezas.

Todos los hombres que salían para esa tierra no podían yefar, por lo que se enfermaban a la vez que también comenzaban a padecer del estomago y del cerebro.

Shango que vivía en la tierra ori baba wadoni tenía un omo de ifa que se llamaba omonire, este le dijo a su padre que quería ir a la tierra ori bawa. Shango le contesto: hijo esa tierra es de asiere (locas), no se sabe lo que allí sucede; todo allí es por mandato de olofin. A su vez allí hay mucha fetidez y muchas moscas. El hijo le contesto: mi padre tenemos que ver que se hace por esa tierra porque todas las mujeres están enfermas; hay que ir donde olofin.

Shango que días antes había soñado con su hijo y en el sueño le dijeron que había que darle eyele meta dun dun y ponerle un eko entero en una igba y ponerle una cinta atravesada abajo en el centro pintada en cruz con osun y que cuando estuviera haciendo esto tenía que cantar: 'Ori bawa obini awoshe olodumare awa nire olofin obini awa shupa intori asiere nlo.'

Shango al estar haciendo este trabajo, se le apareció una obini asiere que se llamaba obini ashupa, esta le dijo a shango el gran secreto para que fuera donde ifa para que orunmila se hiciera ebbo y que se llevara iyefa de fruta del pan, granada, seso vegetal, semilla de algodón y de paraíso.

Shango preparo el afoshe, fue para casa de orunmila y cantaban por el camino: 'Aware losa awa yore aware lora awashupa' El hijo de shango iba regando la sangre que llevaba en la jícara (eye eyele) y a la vez iba regando juju en el ebbo que llevaba preparado para que orunmila lo hiciera.
Cuando shango llego a casa de orunmila, le dijo: vengo para que Ud. Me haga el ebbo, para que las mujeres de este mundo tengan menstruación. Orunmila cogió un okpele y lo miro y le dijo: iwori meyi ifa wawami awa osha.

Orunmila le dijo a shango: esto que se va a hacer llevara su tiempo, que por mano de olofin desaparezca y que las mujeres estén bien, y que todo esto sea natural.

Orunmila le hizo ebbo a shango, llamaron a elegbara y le entregaron el afoshe y elegbara fue para la tierra ori bawa lori y empezó a soplar el afoshe y las moscas se fueron. El hijo de shango llevo el ebbo y las mujeres empezaron a razonar y desde ese momento empezaron a menstruar y se pusieron bien.

Nota: cuando viene por este camino ifa, se coge un eko, se pinta con osun en la tierra (se hace un circulo), se pinta de todos los colores y en el medio iwori meyi y se le pone un poco de frijoles de carita; se le dan las palomas, se le echan las plumas arriba y encima de las plumas va el eko. Se manda a bañar a la persona con hojas de seso vegetal, después obi y omi tuto a la cabeza, si es hombre se cogen todos los ewes con eko y se le manda a limpiarse sus partes y se empieza a hacer el ebbo y después se le dan las eyele al ebbo junto con shango.

10 de septiembre de 2016

Los últimos trabajos de iwori

Los-últimos-trabajos-de-iwori
Apataki de iwori-mejí

Tan pronto como se hizo fuerte y rico, se vio rodeado de muchos subordinados a quienes entreno en el arte y la práctica de ifa. Después que impartió sus conocimientos a substitutos estos lo ayudaron a hacer adivinaciones para cualquiera que viniera en busca de socorro.

El primero de su substitutos era okiti to berebero maye, quien hizo adivinación para oni iwori eyo cuando su suerte estaba a punto de transformarse de la penuria a la prosperidad. Él le aconsejo a oni iwori eyo que hiciera sacrificio con bastante maíz y frijoles porque iba a prosperar antes de que finalizara el año. Al sacrificio debía agregarle un gallo blanco, además de una paloma blanca. El hizo el sacrificio.

Después de realizar el sacrificio, el sacerdote de ifa dividió el maíz y los frijoles en dos porciones cada una y le dio una parte a él para que la llevara con él. Al mismo tiempo se le aconsejo que se moviera de un lado a otro. De acuerdo con el consejo de los sacerdotes oni iwori eyo comenzó y así se mantuvo hasta un día en que llego a un lugar en que los pájaros del bosque estaban celebrando una conferencia.

Cuando llego al lugar de la reunión, los pájaros le solicitaron comida y el les dio maíz. Cuando terminaron de comerse el maíz pidieron más comida y él le echo los frijoles. Después de comerse los frijoles le preguntaron si le había quedado algo y el les contesto que ya no le quedaba más nada que ofrecerle.

En un gesto de gratitud, los pájaros le aseguraron que el se convertiría en un hombre rico antes de que terminara el año. Un pájaro llamado aluko (awe en bini) se arranco dos de sus plumas y se las dio, mientras que la cotorra también se arranco dos plumas para él. Otro pájaro llamado okun, el pavo real, también se arranco dos plumas y se las dio, después de esto el siguió su viaje.

Poco después se encontró con oggun, el gran guerrero quien regresaba de una batalla con 200 cautivos al frente y 200 cautivos en la retaguardia que cargaban los saqueos de la guerra. Cuando se encontró con esta caravana, se detuvo a saludar a oggun, aunque le dijo a este que a pesar de su aspecto belicoso le faltaba dignidad y nobleza. Eshu rápidamente inspiro a oggun para que le exigiera a oni iwori eyo que le mostrara como podía tener dignidad y nobleza.

Oni iwori eyo entonces ordeno que todos los seguidores de oggun cerraran sus ojos y ellos así lo hicieron. Rápidamente inserto dos plumas de aluko (de color rojo) en la cabeza de oggun, después de esto le pidió a los seguidores de oggun que observaran el nuevo aspecto de su señor y dueño. Cuando vieron las dos plumas rojas en la cabeza de oggun, todos sus seguidores exclamaron: ogun yee! que hasta este día es el saludo tradicional de oggun.

Cuando oggun les pidió a sus seguidores que hicieran comentario de su nuevo aspecto, todos confirmaron que lucía noble y honorable. Oggun usa pluma roja a partir de este día como parte de sus insignias reales.

Oggun entonces le entrego a oni iwori eyo a modo de compensación los 200 cautivos que llevaba delante junto con lo que ellos cargaban. Entonces oni iwori eyo continúo su camino. Después de esto llego al palacio de olofin quien se hallaba sentado en su trono.

Nuevamente le dijo al rey que aunque lucia muy prospero sus aspecto carecía de majestad y nobleza. Cuando el rey le pidió a oni iwori eyo que le mostrara que quería decir con majestad y nobleza, este inserto la pluma de okun en la corona de olofin. Le pidió a la audiencia del palacio que comentaran acerca del nuevo aspecto del rey y todos gritaron: aba yeoo! todos confirmaron que lucia majestuoso.
Olofin entonces entrego parte de su reinado a oni iwori eyo para que lo administrara y este continúo su viaje.

Entonces llego a donde orisanla se hallaba sentado en su trono divino. Otra vez le dijo a orisanla que aunque tenía autoridad sobre todo el universo su aspecto carecía de dignidad y majestad. Cuando orisanla le pidió que le mostrara como lucir honorable y majestuoso él le dijo a todas las divinidades presentes que cerraran sus ojos y oni iwori eyo inserto las dos plumas de cotorra en la cabeza de orisanla.

Cuando todos abrieron sus ojos y vieron el nuevo aspecto de orisanla gritaron: baa taa laaoo! Orisa se sintió tan contento que le entrego a oni iwori eyo 10 unidades de cada uno de los tesoros más valiosos de la tierra.

Al final de su viaje oni iwori eyo se había convertido en un hombre muy rico, más rico que cualquier otro de los alrededores.

Los trabajos de iwori meyi en el cielo

Los-trabajos-de-iwori-meyi-en-el-cielo
Apataki de iwori-mejí

Eji koko iwori hizo adivinación para el sol, la luna y la oscuridad.

Su titulo en el cielo era kpau yakata. El hizo adivinación para el sol, la luna y la oscuridad cuando ellos estaban viniendo hacia el mundo. En yoruba se les llama ojo al sol, oshukpa a la luna y okuku a la oscuridad. Él les aconsejo a los tres hermanos que hicieran sacrificio de la manera siguiente:
El sol debía hacer sacrificio con un montón de escobas, tela blanca, gallo blanco y una gallina blanca.
La luna debía hacer sacrificio con tela roja, un gallo carmelita y una gallina carmelita.
La oscuridad debía hacer sacrificio con tela negra, un gallo negro y una gallina negra.

El les aconsejo que hicieran sacrificio de manera que la gente del mundo pudiera honrarlos y respetarlos, pero más especialmente para que la gente no los pudiera mirar a la cara desdeñosamente. Lo más importante era que el sacrificio estaba destinado a darle poder y energía lo que los
Haría indispensables donde quiera que fueran. La luna dijo que él era demasiado acrecido y popular como para preocuparse por sacrificio alguno. La oscuridad dijo que ya el estaba dotado con los rasgos adecuados para exigir respeto y miedo donde fuere. El también rehusó a hacer sacrificio alguno. El sol fue el único que hizo sacrificio. Sin embargo, ya anteriormente la luna había hecho sacrificio por amor que es la razón por la cual la gente se alegra cuando ve la luna nueva.

Después de haber hecho el sacrificio al sol se le dio el montón de escobas con el cual hizo sacrificio para que lo tuviera siempre en su mano con el consejo de que debía apuntar a la cara de cualquiera que osara mirarlo de frente. Esos son los rayos del sol que le deslumbran los ojos a cualquiera que trata de mirarlo directamente a la cara. Sin embargo, el es admirado debido al que el calor que genera se utiliza para una variedad de propósitos en todo el sistema planetario.

A nadie le interesa mucho la oscuridad y a esta no se le utiliza para ningún propósito tangible debido a que no hizo sacrificio. Por esta misma razón, a la luna solo se le admira pero ni se le teme como al sol ni se le utiliza con fines productivos.

9 de septiembre de 2016

#Patakie Xla El Gran Ladron

pataki-iwori-meyi
Apataki de Iwori-Meji

XLA vivió en AGBODO. Era un gran ladrón. Siempre, les quitaba las ovejas a otros. Los campesinos sé reunieron todos en un día bello y dijeron: ¿Cómo eliminamos a XLA? Y decidieron botarlo de la ciudad.

XLA, una vez expulsado, fue a buscar un OLUWO llamado ALITONU BOKO para consultar IFA, para saber como entrar en la ciudad que lo había desterrado.

Salió WOLI MEJI. El OLUWO le pidió una olla de aceite de palma y una jarra de madera con vino de palma(Akoko). Era necesario poner la olla y la jarra en la puerta publica de AGBODO, para que todos encontraran esto y sé divirtieran.

IFA agregó: Después de haber dejado esto escóndase en los arbustos, y observa lo que pasa. ¡Un momento después, un vendedor de vino de palma vino y paso cantando: KUUUUUU-wi! Brevemente después las personas comenzaron a venir. Y cada uno comenzó a comprar y a beber vino de palma. ¡Súbito, un campesino abrió y exclamó: ¿Es tuyo? ¿Qué hay de bueno en esta olla? Y van a verlo.

Vio el aceite de palma, y dijo: Quién es el loco que dejo este aceite aquí sin cuidarlo? Bueno tomaré un poco.- ¡Un segundo campesino: yo también voy a tomar beneficio de la oportunidad!, Y el tercero y el cuarto, y después todos y dejaron la olla sin nada de aceite.
XLA no apareció.

Siete días después de, XLA fue a llevar la queja ante el jefe de la ciudad contra aquellos que lo denunciaron como ladrón. El Oba le pregunto: ¿Cuales eran los cargos? XLA contestó: Que había comprado una olla con aceite de palma y al cruzar su pueblo tome un descanso en los arbustos y deje la olla de aceite en la puerta publica. A mi retorno no tenia nada que recuperar. Después de unos días más tarde, supe que viven en este pueblo los que tomaron el aceite.
Y el Oba le pregunto a su pueblo y ellos dijeron: que encontraron la olla con el aceite y como no tenia dueño sé la bebieron.

¿- Cómo califica usted su acto? Preguntó al jefe.

¡Entonces XLA comenzó reírse y dijo: ve bien que no soy el que sólo roba en la ciudad! ¿Porque permitió que me desterraran?
El jefe concluyó: Xla habla bien, a Ud. hay que admitirlo de nuevo en la ciudad.
Y XLA entró la ciudad, y XLA caminó como un jefe. Y todos cantaron detrás él, como cantaron el día del destierro.

Cantos

KU NA DO GLI
BO AZO NA DO GLI,
HE NA DO GLI,
BO YA NA DO GLI.
E DO AGO!
LAYE LAYE!
GBODO-GLI BO DO GLI DO
E DO AGO!

La muerte esta en la entrada de GBODO
y la enfermedad esta en la entrada de GBODO
el infortunio esta en la entrada de GBODO
y la pobreza esta en la entrada (de GBODO)
¡La entrada de la ciudad que dijeron: por atrás!
¡Nada tiene que hacer! ¡Nada tiene que hacer!
El miedo de GBODO (= el XLA) sé volvió grande
en el país

¡La ciudad de la entrada, dijeron: por atrás!

 

Santeria Media Digital ©
Todos los derechos Reservados. 
San Cristobal, Táchira, Venezuela 5001